Miradores de Bruselas

Aunque no es una ciudad que se destaque por su skyline ni por su altura, existen unos cuantos miradores de Bruselas a los que merece la pena subir para contemplarla con otros ojos.

Panorámica de Bruselas

Panorámica de Bruselas desde el Mont des Arts.
Fotografía: William Murphy

Esta es nuestra selección con los mejores miradores de Bruselas; comenzamos nuestra lista por los más famosos (que no por ello menos interesantes), y la terminamos con otros miradores de Bruselas bastante menos conocidos por los turistas; uno de esos secretos a voces entre los locales que apenas aparece en ninguna guía de Bruselas, quizás por menos monumentales o céntricos.

Skyline de Bruselas al atardecer

Qué te parecen estas vistas del skyline de Bruselas al atardecer?
Fotografía: Rafale Tovar

Todos ellos, cada uno en su estilo, merecen una visita para admirar Bruselas desde las alturas. ¿Te animas a conocerlos? Sigue leyendo ;)

1. El Mont des Arts

El Mont des Arts es sin duda el mirador más icónico de Bruselas, con la estatua ecuestre de Alberto I mirando al frente en dirección a la Grand Place. Su estructura escalonada nos ofrece una de las vistas más bonitas de Bruselas y, al estar rodeada de jardines, es un buen lugar donde sentarse a disfrutar del placer de no hacer nada.

Mirador del Mont des Arts

El Mirador del Mont des Arts.

2. La Plaza Poelaert

La Plaza Poelaert, situada justo a la entrada del Palacio de Justicia, es uno de los miradores más conocidos de Bruselas y más frecuentados por sus propios habitantes, pues es común ver a los trabajadores comiendo aquí al mediodía.

Plaza Poelaert

Un grupos de trabajadores comiendo en la Plaza de Poelaert.

Y es que su terraza, al estar elevada sobre el barrio de Les Marolles, nos brinda una amplia panorámica de la capital belga, incluyendo al Atomium en la foto (muy a lo lejos, pero visible) si el día está despejado.

Vistas desde la Plaza Poelaert

Vistas desde un rincón de la Plaza Poelaert. ¿Puedes ver el Atomium?

3. El mirador del Atomium

El átomo más famoso de Europa no podía faltar en una lista de miradores de Bruselas; la esfera más alta cuenta con un restaurante con mirador al que se puede subir directamente gracias al ascensor. Arriba te espera una de las vistas de Bruselas más impresionantes. Aunque los monumentos más emblemáticos se ven bastante alejados, la panorámica en conjunto merece la pena.

Detalle del Atomium

Detalle del Atomium.

4. La cúpula de la Basílica del Sagrado Corazón

El barrio de Koekelberg está marcado por la presencia de esta gigantesca basílica, considerada una de las de mayores dimensiones en todo el mundo. Se puede subir a su cúpula, que constituye un magnífico mirador con sus casi 60 metros de altura. Hay que pagar una entrada aparte para acceder al mirador, pero merece la pena (además, también incluye el acceso al museo de la basílica).

5. El arco del Parque del Cincuentenario

Seguro que en algún momento de tu viaje llegarás hasta el gran Parque del Cincuentenario, situado en el corazón del barrio europeo de Bruselas. ¿Sabías que puedes subir al mirador del arco central, conocido como el Arco de Triunfo? Además, ¡es gratis! Así que si estás por allí no te lo pienses y coge el ascensor que te llevará hasta la parte superior para contemplar el parque desde otra perspectiva.

Parque del Cincuentenario

El Parque del Cincuentenario.

6. La terraza del Museo de Instrumentos Musicales

Aparte del interés del museo en sí (que te recomendamos visitar), lo mejor de este precioso edificio, donde antaño se ubicaban los antiguos almacenes Old England, son las vistas desde el mirador de la última planta.

Vistas desde el Museo de Instrumentos Musicales

Más vistas desde el Museo de Instrumentos Musicales.

Se accede a través del restaurante, pero no tienes que consumir nada si no te apetece; puedes entrar igualmente y disfrutar de las vistas de -casi- 360 grados.

Mirador del Museo de Instrumentos Musicales

La terraza superior del Museo de Instrumentos Musicales.

7. La cafetería de la Biblioteca Real de Bélgica

Durante el verano, la cafetería del quinto piso de la Biblioteca Real de Bélgica abre al público su terraza, desde donde se obtienen unas vistas estupendas de Bruselas. Su horario es algo restringido, pues solo abre de lunes a viernes entre las 09:00 y las 16:00 horas porque, al contrario que las salas de lectura, cierra los sábados. Aunque el acceso es gratuito, puedes tomarte un café o desayunar allí mientras te relajas contemplando la ciudad a tus pies.

Además, es un buen punto de partida para comenzar el día y visitar otros monumentos de Bruselas, pues se encuentra a tiro de piedra del Mont des Arts.

8. El parking 58 y Les Jardins Suspendus

Este peculiar mirador está convirtiéndose en los últimos tiempos en uno de los más famosos de Bruselas. Se encuentra bastante céntrico, a apenas un paseo desde la Grand Place, y sí… está en un parking.

Entre los meses de junio y septiembre, en el último piso del parking se instala una especie de club nocturno abierto solo los viernes, sábados y domingos, donde puedes tomarte algo al aire libre (la entrada es gratis) mientras disfrutas de unas vistas alucinantes de Bruselas con música de fondo.

Vistas de Bruselas desde el Parking 58

Vistas de Bruselas desde el Parking 58.
Fotografía: David Taquin

El concepto de “jardines colgantes” viene dado, además de por la altura, por el ambiente: cojines, cajas de madera, tiestos y farolillos por todas partes para que te sientas como en una fiesta nocturna veraniega.

El resto del año nos queda la opción low cost (mejor si estás en pleno proceso de abstinencia o no te apetece gastar más): asomarte a la terraza del parking sin más. Desde aquí se ven perfectamente el Palacio de Justicia, el Atomium, el Palacio Real y la Catedral de San Miguel y Santa Gúdula, entre otros iconos del skyline bruselense.

Se encuentra en la rue de l’Evêque nº 1 y el metro más cercano es De Brouckere.

9. El Parque Duden

Alguna ventaja tenía que tener situarse a 100 metros de altitud, como la pasa al Parque Duden, uno de nuestros favoritos en Bruselas, especialmente por sus vistas. No está muy céntrico, pero se puede llegar fácilmente en autobús desde la Grand Place (nº 48 y 54, parada Duden).

Parque Duden en Bruselas

El antiguo castillo del Parque Duden.
Fotografía: Stephane Mignon

Si quieres pasar un día diferente en Bruselas te aconsejamos que prepares un buen picnic y subas al punto más alto del parque para deleitarte con las vistas de la ciudad al fondo.

No olvides echar un vistazo al antiguo castillo del parque, que hoy alberga una escuela de cine, y al enorme estadio, donde se celebraron varias competiciones durante los Juegos Olímpicos de 1920.

10. Play Label Rooftop

En el barrio del Sablon, muy cerca de Les Marolles, se encuentra este bar de entrada gratuita cuya terraza cuenta con unas bonitas vistas de Bruselas. Hay música para todos los gustos, y gente de todas las edades y estilos que se reparte entre las tumbonas y cheiselongues de este club donde se puede tomar un cóctel o una cerveza para relajarse tras un largo día de turismo en Bruselas.

El bar está en el Boulevard de l’Empereur nº 36 (a diez minutos andando desde la Grand Place), concretamente en la planta superior de la bolera que se encuentra allí mismo, y se accede directamente con el ascensor.

Si te ha gustado, comparte:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter